Abzurdeces I

El título de este blog y de esta categoría viene como un guante, da igual de qué mano.

Por un lado suena parecido a absurdo, y reconozco que es un tema absurdo. La palabra absurdo proviene del latín absurdus compuesta del prefijo ab- (sin) y surdus (sordo). Si nos vamos a la RAE, vemos que el tema de la «discriminación» hacia los zurdos es absurda en todas sus definiciones:

Por otro lado: Abzurdo, con ceta, sería ab- (sin) y zurdo (aquella persona que no es diestra). Entonces, cuando decir que se habla de abzurdeces, es hablar de cosas que están diseñadas especialmente para los diestros, zurdoless.

Hay que entender que la mayoría del mundo esté preparada para la gente diestra porque todo lo que no es diestro es siniestro. Es curioso también que al torero se le diga el diestro, debe ser que los zurdos somos fuertes como toros. Y no entremos ya en el tema de los idiomas. En inglés diestro es right, que algo correcto, además de también ser derecho en el ámbito legal. Y que left, que sea izquierda se use como pasado de leave, que se usa para expresar cosas como abandono, o movimiento permanente.

Si como diestro parece complicado hacer uso de los objetos del día a día, entonces prueba a usarlos con la mano izquierda.

Sólo por poner unas evidencias de cosas que tengo por casa que están adaptadas para personas diestras: los controles de la tostadora, el botón de la nespreso, los controles del horno.

Quizás sea que en la cocina no habían pensado en nosotros. Bueno, descansemos de tanto estrés viendo la tele en un sillón relax. Ah, vale, que la palanca para reclinar el sillón está accesible solo a la mano derecha.

Aunque me queje, hay que reconocer que esto tiene sus ventajas. He aprendido a que la mano derecha hace las acciones cotidianas mientras que con la mano izquierda me puedo estar bebiendo un café. Sin embargo algunos diestros tienen bastantes problemas para hacer cosas sencillas con la izquierda.

Todo es cuestión de saberle sacar partido a las circunstancias.

Un comentario sobre “Abzurdeces I”

Deja un comentario